9 de diciembre de 2015

Ternera estofada al vino tinto


Este plato es mejor hacerlo el día antes ya que como todos los guisos gana en sabor.
Ingredientes para  8 personas:
1.600 gr  de carne de ternera cortada a dados
250 gr. de panceta cortada a dados
3 dientes de ajo cortados a Brunoise
2 cebollas cortada a Brunoise
2 zanahoria cortada a Brunoise
2 puerros cortados a Brunoise
3 c/s de harina
600 ml  de vino tinto (de calidad)
500-600  ml  de fondo oscuro de ternera o caldo de ternera, ya elaborado previamente.
2 c/ p de concentrado de tomate
1 hoja de laurel
2 c/p rasas de tomillo seco
Sal, perejil
2 c/s de manteca de cerdo
Aceite de oliva virgen extra
600 gr de champiñones cortados a cuartos u octavos, dependiendo del tamaño.
300 gr de cebollitas francesas congeladas o frescas.
Perejil, picadito
Elaboración:
En una cazuela que pueda ir luego al horno poner un poco de aceite y la manteca de cerdo,  saltear la panceta. Reservar. Dorar la carne de ternera por tandas para que se haga bien y rápido. Reservar. En esa  misma grasa añadir la cebolla, el puerro y el ajo, pasados un par de minutos, añadir la zanahoria y cocinarlo  todo el conjunto unos 30 minutos  a fuego lento y tapado y removiéndolo de vez en cuando. Añadir la harina, remover todo bien y añadir  el vino removiendo de nuevo. Agregar la panceta y la carne reservados,  el concentrado de tomate, el laurel, tomillo, un poco de sal y el caldo que debe de cubrir la carne. Llevar a ebullición a fuego lento y tapada la cazuela y poner en horno precalentado a unos 150-160º  al segundo nivel y calor  arriba y abajo, sobre 1.30-2 horas(depende de la carne). Rectificar de sal si hace falta.

Mientras preparar la guarnición: En una sartén con un poco de aceite saltear los champiñones  con un poco de sal durante unos 8-10 minutos. Reservar.
En esa misma sartén dorar las cebollitas  descongeladas y escurridas. Reservar.
Cuando haya transcurrido el tiempo de cocción de la carne en el horno  agregar la guarnición y dejar 5-10 minutos y ya está. Apagar el horno y dejar enfriar y después guardarlo en la nevera.
Al día siguiente 1 hora antes de la comida calentar el horno a 100 grados y poner la carne y al momento de servir, espolvorear con perejil picado.
Notas:
Si las cebollitas son frescas para pelarla mejor, se pone una olla a hervir con agua y se escaldan las cebollas unos 10 segundos y se enfrían en agua fría. Escurrir y se pelan.
Si no queréis  hacerlo en el horno podéis  seguir la cocción en el fuego  en la misma olla durante 1.30-2 horas. Luego enfriar y a la nevera. Al día siguiente calentarlo también al fuego a fuego suave y removiendo  bastantes veces la olla por las asas para evitar que se pegue el fondo.
Receta de Dolorss blog de cuina

Nota: Si os sobra salsa al final, incluso unos pequeños trozos de carne aprovecharlo para hacer al día siguiente hacer unos macarrones y saltearlos con esta salsa, así son divinos.


Si queréis ir viendo ideas para las próxima fiestas, mirar mis sugerencias de fiestas por el indice de fotos y también en el indice de fotos de aperitivos.

15 comentarios:

  1. Aquest plat de vedella me'l menjava ara per esmorzar!! De veritat, genial!! :) Els guisats són la cosa més bona del món mundial! Fets amb aliments de qualitat i a foc lent... ummmm!!
    I així que tingui una mica de temps, em miraré totes les teves propostes nadalenques. No acabo d'estar del tot preparada per Nadal i ja començaria a ser hora! :))
    Una abraçada

    ResponderEliminar
  2. dE lujo me paree a mi...los estofados son mi debilidad y este tan profesional con el caldo oscuro me parece una pasada. Y bueno ese recurso final de aprovechar restos con un plato de pasta. Haute Cuisine!

    ResponderEliminar
  3. Yo no me podría esperar un día entero para comerme este guiso. Me pasa como a Dolors que incluso me lo comería para desayunar.
    Besos
    Blanca de JUEGO DE SABORES

    ResponderEliminar
  4. Un lujazo poder sentarse en la mesa para comer un estofado tan ricamente preparado.
    Peto
    Palmira

    ResponderEliminar
  5. Que bo aquest plat!!! M'encanta!!!
    Petons

    ResponderEliminar
  6. Ha de quedar la carne muy tierna, además de un día para otro lo que gana en sabor, es una pasada. Un plato que nunca pasa de moda.
    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Gracias Miquel por confiar en esa receta, siempre que la hago todos dejan el plato limpio :-)
    Una abraçada

    ResponderEliminar
  8. A esto lo llamo yo: platazo
    es que el vino tinto aporta un sabor tremendo
    una delicia, :)
    un beesito

    ResponderEliminar
  9. Miquel, la vedella guisada m'agrada moltíssim! Aquest plat teu ha de ser....espectacular!
    Petons,
    Olga

    ResponderEliminar
  10. Buenos días Miquel, mira si tiene buena pinta, que son las 7:35 de la mañana, y si me pones un plato me lo como ahora mismo. Este tipo de guisos me encantan siempre, sobre todo con el toque del vino, le dan un sabor especial, muy de acuerdo contigo en prepararlo el día anterior, ganan muchisimo.
    Feliz jueves.
    Ettore

    ResponderEliminar
  11. Estos platos son los que triunfan en casa, tremendo!!
    Bss

    ResponderEliminar
  12. Como me gustan estos estofados y sobretodo con una barra de pan al lado, ñammmmm
    Besosssss

    ResponderEliminar
  13. Parece que hemos coincidido esta semana con un guisote de carne de los buenos.
    Pintaza Mikel!!
    Besos
    Nieves

    ResponderEliminar
  14. Muy buen plato de carne con un sabor de lujo, para triunfar seguro. Petons

    ResponderEliminar
  15. El color y me imagino que también el sabor es irresistible. Una receta que merece la pena de probar sin duda.

    Un beso

    ResponderEliminar